14 de agosto de 2008

Esperando que amanezca


Aníbal Ford (*)

Forjista que estás de guardia/ si te preguntan contesta/ que estás de guardia en la noche/ esperando que amanezca", dice Homero Manzi en la milonga de Forja. Y esperando ese amanecer, que todavía esperamos, se le fue la vida a Manzi, peleando fuerte y parejo: en la política y el duro cruce entre yrigoyenismo y peronismo, en las denuncias sobre las crisis del interior durante la década infame, en la exploración de la ciudad inmigratoria, sus luchas sociales y sus músicas, en las diversas "guerras gauchas" de la historia y también tanto en las letras de sus tangos y milongas, como en la construcción de un cine nacional.
Nacido en Añatuya y criado en Pompena; discípulo de José González Castillo, el peleador poeta anarquista autor de Griseta y La Telaraña, padre de Cátulo; yrigoyenista de toda la vida -El hombre se llamaba un guión sobre el caudillo que quedó inconcluso antes de morir-; fundador de Forja (Fuerza de Orientación Radical de la Joven Argentina), donde realizó importantes denuncias, como la dedicada a la tala indiscriminada del quebracho y los destrozos de La Forestal en Santiago del Estero o sobre el Chaco algodonero; partícipe con gran dolor de la ruptura de Forja con el oficialismo y figura clave en la constitución del peronismo… Manzi fue un hombre que se jugó por el país: lucho por una industria cultural nacional en el diario El Sol y, después, en películas que explotaban nuestras historias: La guerra gaucha, El último payador, Donde mueren las palabras, Pampa Bárbara, Su mejor alumno… Y al mismo tiempo que repasaba sus nostalgias de un Buenos Aires que ya no era el mismo tangos, valses y milongas, musicados muchas veces por Piana o por Troilo –Milonga del 900, Esquinas porteñas, Barrio de tango, El pescante, Sur-, dejaba sus marcas de la noche y de sus reflexiones en Malena, Fuimos, De barro, Tal vez será su voz, Después… o rendía homenajes que también eran una para política: Discepolín.

Criticado y con errores, como todo hombre jugado, Manzi, en estas y muchas otras cosas, apostó fuerte a la construcción de la Argentina, sintiéndola, palpándola, tanto en sus obras y acciones concretas como en sus sueños e ilusiones, sus músicas. Tal vez la Argentina que él pensó ya se perdió en el tiempo. Pero, jugando de fondo, pensando lo que hoy puede significar el país, sigue siendo uno de los grandes maestros de su historia.

(*) El autor es escritor, profesor consulto de la facultad de Ciencias Sociales de la Universidad de Buenos Aires. El escrito fue tomado de Boletín número 7 de la Secretaría de Cultura de la Nación.

"El romanticismo es una estupidez", dice Corín Tellado

Para la escritora -la más leída en lengua española después de la Biblia y El Quijote, según la UNESCO- en la pareja "lo importante es entenderse mutuamente, aunque sean distintos".
Las novelas -son cerca de 4 mil- de la escritora española Corín Tellado han logrado llegar al corazón de millones de mujeres durante décadas y, después de la Biblia y El Quijote de la Mancha, son las más leídas en idioma español, según datos de la UNESCO (Organización de Naciones Unidas para la Ciencia, la Cultura y la Educación).
El Libro Guinness de Récords incluyó a la autora -nacida el 25 de abril de 1927 como María del Socorro Tellado López- en el cerrado grupo de los autores más vendedores en lengua castellana gracias a títulos como Nunca te tuve Miedo, Déjame vivir, No esperes por él o Respeta mi Libertad.
http://www.elsigloweb.com


Poema de Rolando Revagliatti traducido al asturiano (o bable) por José Luis Campal

Puesto
Puesto que
piel de destino
para mí
es la tuya
la mía es
tu destino
Puesto.

Puestu
Puestu que
pelleya de destín
pa min
ye la de tó.
la de mió ye'l
to festín
puestu.

Y traducido al
portugués &
al inglés por
Teresinka Pereira

Posto
Posto que
pele do destino
para mim
é a tua
a minha é
teu destino
Posto.

Since

Since
the skin of destiny
for me
is yours
Mine is
your destiny
Since....